close
Destacables

88 pesos al día son insuficientes para cubrir necesidades básicas

Por Tony Ibarra

El aumento salarial es una burla para los trabajadores mexicanos. Lo digo porque el incremento de los escasos 8 pesos que se le van a dar al proletariado resultan insuficientes para cubrir tan solo los gastos de alimentación en los millones de hogares que viven en la zozobra porque el dinero no alcanza.

Nuestro gobierno piensa que con siete mil pesos al mes –  muchas veces menos – se puede solventar alimentación, vivienda, vestido, transporte, salud, y una lista interminable de etcéteras. Un salario de 88.36 pesos resulta insuficiente porque la canasta básica en nuestro país cuesta al menos 94 pesos y los precios de las gasolinas cada vez más van a la alza.

Me parece irrisoria la celebración del presidente Peña, cuando sus cercanos – Duarte, Ochoa, Rivera, Yarrington, Ávila, Moreira y toda su cuadrilla – se enriquecen de manera desmesurada a costa del erario, en medida que más mexicanos pasan a ser parte del sector que vive en la escasez. La gente come tres veces al día, y es lamentable que los asalariados no puedan ganar lo suficiente para atender las necesidades básicas en un hogar, que supone un desembolso de 11 mil pesos mensuales – 4.5 salarios mínimos – , aproximadamente.

La única manera de garantizar un nivel de vida digno para una familia asalariada es que entren en el hogar varios sueldos, para satisfacer la canasta alimentaria, atender las urgencias económicas, y alcanzar la línea del bienestar.

Este empujón al salario mínimo es una ofensa para los trabajadores. Nuestro país se encuentra en un punto de ebullición social porque la gente ya está harta de las migajas del gobierno, de vivir en la pobreza, mientras los políticos y sus allegados solo se dedican a almacenar riquezas y comodidades. Es de escándalo.

Tags : dineroMéxicopobrezasalario
admin

The author admin

Leave a Response